History of Garlic

El ajo (allium sativum) es un miembro del género de cebolla. Durante más de 5.000 años, el ajo se ha utilizado como alimento, medicina, afrodisíaco, como dinero y en pociones mágicas. El ajo es una de las plantas de condimentos y sazonadores alimenticios más antiguas que logró infundirse en las tradiciones culinarias de muchas civilizaciones de todo el mundo.

En los tiempos en que los antibióticos y otros productos farmacéuticos no existían, un bulbo de ajo representaba a toda una industria farmacéutica debido a su amplio espectro de efectos.

 El ajo se ha utilizado como remedio durante las diversas epidemias, como el tifus, la disentería, el cólera, la gripe, y cada vez que surgía una epidemia, el ajo ha sido el primer remedio preventivo y curativo.


Civilizaciones usaban el ajo como medio curativo


Los sumerios (2600–2100 a. de C.) estaban utilizando activamente las cualidades curativas del ajo, y se cree que trajeron el ajo a China, y donde luego se extendió a Japón y Corea. 

En la medicina india antigua, el ajo era un remedio valioso utilizado como tónico, de refuerzo, para curar la falta de apetito, debilidad común, tos, enfermedades de la piel, reumatismo, hemorroides, etc.

Los egipcios estaban familiarizados con muchas plantas medicinales, aromáticas, picantes y venenosas. Al principio, cuando aún eran menores y estaban empobrecidos, se encontraban satisfechos con sus propias plantas medicinales de su flora, alrededor del río Nilo. Era el ajo que más se usaba. Los antiguos israelíes utilizaron el ajo como un potenciador de la presión arterial, calentador corporal, asesino de parásitos, etc.

Los antiguos griegos también valoraban el ajo, aunque a los que habían comido ajo se les prohibió la entrada a los templos (a estos se les llamaba "rango de rosas"). El ajo fue traído a Gran Bretaña en 1548, desde las costas del mar Mediterráneo, donde estaba presente en abundancia. El increíble viaje del ajo a través de nuestra historia tocó a todas las civilizaciones más importantes del mundo antiguo.

El ajo es la planta necesaria en la vida cotidiana desde el pasado hasta nuestros días. Contiene compuestos activos que son responsables de su efecto en casi todas las partes del cuerpo humano. El ajo es un excelente entonador o vigorizador para el organismo humano. Se ha utilizado para el tratamiento médico en todo, desde las civilizaciones antiguas hasta la fecha. *


* Este artículo tiene fines informativos. Las declaraciones anteriores no han sido evaluadas por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA). Este producto no está destinado a diagnosticar, tratar, curar o prevenir ninguna enfermedad.